Finlandia: El sistema educacional que enseña al mundo

República de Finlandia, un pais nórdico que cuenta con 5 millones 240 mil habitantes

República de Finlandia, un país nórdico que cuenta con 5 millones 240 mil habitantes

Con el ingreso tardío de los alumnos al colegio han logrado posicionarse como uno de los ejemplos a seguir en la educación. Sin duda, se reconoce un amplio desarrollo en materias de unidad y equidad del sistema, más la preocupación en la formación de sus docentes.

Por Daniela Bustos, Alexandra Leyton y Paula Peñaloza.

“Si un niño desea estudiar medicina, derecho o arquitectura, perfectamente lo puede lograr si se lo propone, a pesar de que sea una persona de escasos recursos”, asegura un profesor de matemáticas finlandés, Kari Kajalainen. Esto es una realidad en Finlandia, donde el Estado invierte $155.000.000 de pesos chilenos (200.000 euros) en la educación de cada estudiante, desde que entra al jardín infantil hasta que finaliza su carrera universitaria. Un ejemplo del exitoso proyecto educacional es su misma Presidenta, Tarja Halonen, quien siendo una persona  proveniente de una humilde  familia de clase obrera, estudió derecho y logró alcanzar su actual cargo.

Los incentivos a la educación en Finlandia han producido altos niveles de lectura, los adultos dedican 8,6 horas semanales a leer prensa.

Los incentivos a la educación en Finlandia han producido altos niveles de lectura, los adultos dedican 8,6 horas semanales a leer prensa.

Los niños ingresan a los 7 años a la enseñanza básica, una incorporación al sistema escolar más tardía que en la mayoría de los países. Tienen una jornada escolar de 7 horas, donde cada clase tiene una duración de 45 minutos, entre ellas tienen un descanso al aire libre y 30 minutos de colación. Una rutina de lo más común y utilizada por distintos países del mundo, la diferencia no sólo está en que sea pública y gratuita, además de  que cada alumno reciba textos de estudio, una comida al día y el transporte hacia la escuela sino que se distingue por su excelencia. Los estudiantes terminan la secundaria con notas excelentes, dominando como mínimo dos idiomas (siendo el inglés el más aprendido), leyendo al menos un libro por semana; por eso han logrado liderar las pruebas internacionales de evaluación y obtener los mejores puntajes en ciencias, matemáticas y lenguaje, según el informe PISA 2007.

La enseñanza es obligatoria hasta los 16 años de edad, es decir, seis años de básica o primaria y tres de media o secundaria. A los 17 años continúan sus estudios en la secundaria o en la educación vocacional, con tres años de duración cada una. La primera es una educación general, la cual conduce directamente a la universidad o a los centros de formación técnica. La segunda, en cambio, es un sistema de entrenamiento especializado en ciertas áreas, donde luego de tres años de estudio, permite a los jóvenes incorporarse al mundo laboral. El 90% de los alumnos de educación básica continúa estudiando en secundaria o educación vocacional. Y el 67% de ellos sigue su instrucción en la universidad o en la formación técnica. Todas las etapas de la educación finlandesa, incluida la universidad, son gratuitas y públicas.

Los niños finlandeses ingresan a los 7 años al sistema educacional, lo cual es relativamente tarde en comparación con la mayoria de los paises europeos

Los niños finlandeses ingresan a los 7 años al sistema educacional, lo cual es relativamente tarde en comparación con la mayoría de los países europeos

Una de las prioridades del sistema educativo es estimular el razonamiento crítico antes que la memorización, fomentar las capacidades y habilidades de todos los alumnos por igual, además de promover el ocio y momentos de disfrute ya que, sólo se les manda “tareas” o  deberes escolares que demanden menos de 30 minutos. Los alumnos finlandeses cuentan con clases diversas, tales como: baile, música, teatro, arte digital, peluquería, artes marciales, hockey sobre hielo, esquí de travesía, cocina, carpintería, soldadura y primeros auxilios. Todas las salas de clases del país poseen elementos similares: un televisor, proyector, medios audiovisuales, un computador por cada dos alumnos y aire acondicionado; además de una cocina especial, una docena de máquinas de coser, aparatos de soldar, herramientas de carpintería, gimnasio cubierto, auditorio de teatro y un comedor con autoservicio. Aparte de de estos beneficios, se añade la preocupación por otorgarles todas las facilidades posibles, entregándoles gratuitamente los libros, el material escolar y la comida en el colegio.

Asimismo los universitarios sólo deben pagar los libros y la comida. El Estado finlandés  les proporciona ayuda para independizarse con subvenciones para arrendar una vivienda y además les entrega una “mesada”. Todo el sistema está articulado para que los finlandeses se acostumbren a ser autónomos a corta edad y para que se vayan a vivir por su cuenta a los 18 años.

En Finlandia, menos del 5% de los alumnos asiste a instituciones privadas, de hecho todas las universidades son estatales. Esto es el resultado de la inversión del 15% del presupuesto fiscal para poseer el 95% de la educación estatal, así han logrado obtener 4000 escuelas primarias y 580.000 alumnos. Hay dos características claves que hacen eficiente este sistema educacional: en primer lugar la unidad y equidad del sistema, y segundo la formación de los docentes.

Cuando las escuelas pasaron a ser municipales, los profesores adquirieron mayores atribuciones y autonomia para tomar desiciones

Cuando las escuelas pasaron a ser municipales, los profesores adquirieron autonomía y mayores atribuciones para tomar desiciones

De esta manera cuentan con una infinidad de diferencias con Chile, la principal es que los docentes del país nórdico tienen una rigurosa evaluación, sólo logra ingresar el 20% de los aspirantes, un tercio de los mejores graduados de las principales universidades; también tienen un amplio reconocimiento social, especialmente del gobierno y las élites del país . Poseen favorables condiciones de  trabajo, como que en las salas de clases no hayan más de 20 alumnos (exigido por la ley). Los salarios son dignos, incluso altos en algunos casos. A cambio de esto, los profesores deben formarse bajo rigurosos estándares, certificar sus habilidades, trabajar duro, evaluarse periódicamente en su lugar de trabajo y hacerse responsables por los resultados de su labor.
La influencia de los maestros se acrecentó a partir de la década del 90. Ahora los docentes pueden elegir los libros, el programa escolar, fijar orientaciones sobre la disciplina y las evaluaciones. En tanto, los profesores al estar en contacto con su alumnos pueden saber sus necesidades y carencias, más aun poder determinar qué aspectos enfatizar en sus clases y actividades.

Un modelo de educación envidiable, pero no posible de imitar por una gran cantidad de factores. Siendo el más importante la diferencia de número de habitantes del país en comparación a otros. Si tomamos en cuenta, Finlandia tiene una población de 5,2 millones de habitantes, mientras que Chile tiene más de 16 millones de habitantes.

Aquí un video curioso que  muestra el sistema educativo finlandés.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: