Cárceles Checas: ¿Una bomba de tiempo?

Debido a las malas condiciones, muchos de los presos que están esperando su libertad mueren antes del plazo.

Debido a las malas condiciones, muchos de los presos mueren esperando su libertad.

Cárceles checas se encuentran masificadas, malestar y desordenes son parte de la realidad cotidiana que viven presos y funcionarios en el país de la primavera de Praga.

Un condenado a 20 años está en huelga de hambre desde hace varios días. Quiere irse a otro recinto penitenciario y para presionar a las autoridades amenaza con organizar un motín. Su petición se debe a que hoy en las cárceles de República Checa duermen dos o tres presos por cama, los baños están pegados a los dormitorios y se hacen pocos para la cantidad de internos. El sistema  carcelario en el país está en crisis.

Por Ignacia Barraza y María José Infante
Sigue leyendo